1. Inicio
  2. Consejos para ser un buen…

Consejos para ser un buen Trader

Estas 15 reglas son metas ideales a las que un trader debe aspirar; cuanto más se acerque a ellas, más éxito tendrá en su operativa.

Estas son las 15 reglas, con un pequeño comentario de nuestra parte (entre paréntesis):

1. En un mercado alcista, sólo se puede estar largo, con un spread alcista o fuera. Y al revés en un mercado bajista (es decir, hay que seguir siempre la tendencia y no intentar oponerse a ella; aunque alguna vez puede salir bien, lo normal es lo contrario).

2. Compra lo que se muestra más fuerte; vende lo que está mostrando debilidad. La regla para sobrevivir no es comprar abajo y vender arriba, sino comprar arriba y vender más arriba (este es uno de los grandes tópicos del mercado, el de comprar barato y vender caro; no hay que comprar barato, sino comprar lo que tiene más probabilidades de subir, esté caro o barato).

3. No realices un trade hasta haberlo analizado, incluyendo planes para contingencias inesperadas y puntos donde acumular (siempre hay que tener un plan alternativo por si el trade no sale como esperamos -siempre habrá trades que fallen-; el plan más habitual es fijar un stop loss).

4. Acumula en las correcciones menores contra la tendencia mayor hasta zonas de soporte o resistencia. Usa el 33% o 50% de corrección del movimiento anterior para acumular (estas proporciones son aproximadamente dos de los niveles de corrección natural de Fibonacci, es decir, los niveles hasta donde puede llegar una corrección sin poner en peligro la tendencia principal).

5. Sé paciente. Si un trade se escapa, espera hasta que ocurra la corrección antes de entrar (la paciencia es una de las principales virtudes que debe tener un trader si quiere tener éxito).

6. Sé paciente. Una vez que has entrado en un trade, da tiempo para su desarrollo y para que genere beneficios (a veces las posiciones tardan en arrancar o corrigen antes de retomar la tendencia; cerrarlas antes de tiempo puede ser desastroso).

7. Sé paciente. El viejo dicho 'nadie se ha arruinado tomando beneficios' es uno de los perores consejos que se hayan dado nunca. Realizar pequeños beneficios es el camino más seguro hacia la pérdida definitiva. Especulando, el dinero de verdad se hace con uno, dos o tres grandes trades cada año. Y toma su tiempo que se realicen. Muchas veces se ha repetido hemos repetido este principio: no hay que operar por operar, sino hacerlo cuando toca porque el mercado ofrece una buena oportunidad; y las grandes oportunidades se presentan muy pocas veces al año. En cuanto a la toma de beneficios, aunque a corto plazo da tranquilidad al trader, a largo plazo reduce la rentabilidad del sistema.

8. Sé impaciente. Las grandes pérdidas y las pequeñas pérdidas son siempre las peores pérdidas. Un trade perdedor abierto consume mucho tiempo y mucho capital intelectual (ya saben, cortar la pérdida y dejar correr el beneficio es la base del éxito).

9. Nunca, bajo ninguna circunstancia, añadas a una posición perdedora. Nunca apalanques una posición perdedora. En una posición larga, cada nueva compra debe realizarse a un precio superior al de la anterior; y viceversa en una posición corta (esto es lo que comúnmente se llama promediar: en una posición larga en pérdidas, se compra más abajo para rebajar el precio medio de compra y bajar así el punto de entrada en beneficios. Pero a cambio, se duplica el tamaño de la posición. Y lo normal es que acabemos con una posición perdedora el doble de grande que la inicial. Pueden leer más sobre este tema en el artículo Lecciones para no morir en el mercado).

10. Añade posiciones en aquello que está funcionando; disminuye en lo que no. No te limites a dejar correr los beneficios. Cada día, estudia tus posiciones abiertas y añade a la más beneficiosa, disminuyendo de la que no da beneficios o da el más pequeño (este es un principio más discutible, pero es una estrategia que les funciona a muchos traders).

11. No operes hasta que los fundamentales y el aspecto técnico coincidan (también discutible para los que no confiamos demasiado en el análisis fundamental, al menos en el inútil análisis fundamental que publican las entidades -el bueno se lo guardan-).

12. Cuando tengas una mala racha, cierra todas las posiciones y deja el trading por unos días (como el trading es más una cuestión de actitud que de aptitud, es mejor tomarse un respiro hasta recuperar la actitud adecuada).

13. Cuando estés en buena racha, aumenta el tamaño de la posición. Aprovecha tu “sentimiento del mercado” cuando tienes las cosas de cara (algo así como las rachas goleadoras de los delanteros).

14. Cuando acumules, acumula entre el 25% y 50% de la posición anterior. Eso mueve el precio medio de tu posición menos de la mitad del recorrido avanzado, lo que te permite soportar correcciones del 50% (es algo parecido a lo de promediar; si se duplican las posiciones a favor de tendencia, el precio medio de entrada sube demasiado y deja un margen más reducido para soportar correcciones sin entrar en pérdidas).

15. Piensa como un guerrillero y lucha al lado del bando ganador. Si ningún bando está ganando, no es necesario luchar (aplicable a los movimientos laterales).

Estos principios son muy claros y parecen muy fáciles de aplicar, pero en realidad es tremendamente complicado, como ha comprobado cualquiera que se dedique al trading. En todo caso, son metas ideales a las que un trader debe aspirar; cuanto más se acerque a ellas, más éxito tendrá en su operativa.

Notas Relacionadas

Los términos más usados en finanzas

Buscando contribuir a una mejor educación financiera, el tema de esta semana es dar a conocer algunos de los términos más utilizados en finanzas que son los siguientes:

¿Qué es el Análisis Técnico y cómo se usa para invertir mejor?

En el mundo del mercado de capitales, también suele haber una grieta. Generalmente, los inversores se dividen entre fundamentales y técnicos.

Cinco hechos que favorecen a los dividendos

Los ingresos por dividendos representan del 20% al 30% del rendimiento total de las inversiones en acciones. Si los dividendos se reinvierten en acciones, el efecto del interés compuesto trabaja a favor del inversor. Los dividendos se benefician de las bajas tasas de interés y el aumento de los precios de las comisiones