1. Inicio
  2. JUNO: Un segundo tropezón…

JUNO: Un segundo tropezón ¿es una caída?

Te contamos que pasó con Juno therapeutics (JUNO) en estos últimos días de noviembre, porqué cayeron sus acciones y proyectamos que pasará.

Juno Therapeutics (JUNO) luego de anunciar nuevas defunciones dentro del estudio ROCKET, vio su precio en bolsa desplomarse en la jornada del 24 de noviembre a niveles que estuvieron 3% por encima del precio de corte de IPO de diciembre 2015 y su capitalización bursátil se contrajo por un valor de USD 1 Bn.

Esta clase de noticia ocurre por segunda vez en lo que va del año dentro del mismo estudio.

Pero la sorpresa no terminó ahí.

Hans Bishop, CEO de Juno Therapeutics (JUNO), vendió de manera fraccionada más de USD 10 M en acciones desde el mes de julio, época donde se anunciaron las primeras defunciones hasta la fecha. Con esto se asume que el director de la compañía se anticipó a dicha caída haciendo uso del conocimiento de las evoluciones negativas que se desataban dentro del estudio ROCKET.

El problema de esta evaluación es que empresas de la competencia como Kite Pharma (KITE), se encuentran utilizando los mismos componentes pero sin el grado de toxicidad que se utilizaba en Juno Therapeutics (JUNO), razón por la cual muchos de los que analizamos estos estudios deducimos que se podría tratar de un problema de construcción del estudio ROCKET en sí.

¿Qué significa esto?

Cuando las compañías deciden abordar el desarrollo de un tratamiento, estos deben armar y programar cuidadosamente y en detalle la estructura del mismo: desde el método de crecimiento de las células, el fragmento del anticuerpo utilizado, el tipo de anti-gen, etc. Durante el primer anuncio en el mes de julio, se creía que la raíz de las defunciones radicaba en el uso del compuesto fludarabine (FLU). Dicho componente mezclado con ciclofosfamida (CY) hipotéticamente desató un aumento del grado de toxicidad que resultó en el fallecimiento de tres pacientes. En un principio se apuntó a este elemento, fludarabine (FLU) debido a que era la única diferencia que se encontraba entre los diferentes estudios que Juno Therapeutics (JUNO) estaba llevando a cabo.

La Food and Drug Administration (FDA) detuvo el estudio ROCKET por solo 5 días ya que coincidían en lo mencionado previamente acerca de los posibles causas de las muertes. Tiempo después Kite Pharma (KITE) presentó resultados de su estudio llamado KTE-C19 o “ZUMA-1”, que combinó efectivamente estos dos componentes (FLU/CY). Dentro de los resultados de ZUMA-1 no había signos de toxicidad ni complicación de esta naturaleza, lo que aumentó la desconfianza acerca de la verdadera razón del problema en ROCKET. Paralelo a esto, Hans Bishop continuó vendiendo de manera fraccionada paquetes accionarios por montos de USD 2,4 M.

Durante la jornada del 22 de noviembre por la noche, Juno Therapeutics (JUNO) anunció un mayor número de pacientes que fallecieron dentro de ese estudio y que, aún  así no discontinuarán el estudio ROCKET.  Como resultado la acción se desplomó 40% en pre apertura y la mirada de los agentes y analistas hacia la FDA, se volvió mucho más crítica.

¿Por qué sucedió esto?

La FDA es el encargado de investigar en profundidad todas las razones y motivos de las defunciones y defectos de estudios suspendidos previo a que levanten dichas suspensiones. El hecho de que la FDA se haya tomado tan sólo 5 días en investigar y analizar para luego levantar la suspensión y que meses después se anuncien nuevas muertes, habla no sólo mal de la construcción de ese estudio por parte de Juno Therapeutics (JUNO), sino también de la evaluación de la FDA quien ahora debe indefectiblemente ser mucho más severa con todas las compañías del sector.

¿Qué hacemos con JUNO? ¿Tiene posibilidad de recuperar su precio?

La respuesta es que hay posibilidad de recuperación pero también hay que mantener cautela. La compañía tiene 6 estudios más llevándose a cabo entre los que se destaca el llamado JCAR017 que se basa en otros agentes antivirales (de nombre “4-1BB”) distinto al utilizado en el estudio ROCKET. Si bien el proceso de evolución en JCAR017 es más lento, los resultados efectivamente son diferentes (no hay defunciones registradas y los resultados de remisión permanecieron por encima del 85%). Asimismo en este estudio tiene participación Celgene (CELG) que cerró el acuerdo más grande en la historia de los tratamientos oncológicos por un valor de USD 1 Bn para la I+D del mismo.

El futuro de Juno Therapeutics (JUNO) no se puede definir, pero lo que si se puede estimar es lo siguiente:

  1. El estudio ROCKET tendrá que ser suspendido para poder analizar en profundidad los motivos que llevaron a esas defunciones.
  2. La FDA deberá ser más estricta en su esquema de control de estudios. Esto supone una mala noticia para todo el sector en general ya que aumenta el riesgo de un mayor número de estudios rechazados y con esto aumenta su respectiva volatilidad.
  3. Se observará con detenimiento la evolución de la competencia de Juno Therapeutics (JUNO), Kite Pharma (KITE) quien presentará resultados ante la FDA del estudio ZUMA-1. Estudio el cual utiliza los mismos componentes que se utilizaron en el estudio ROCKET.
  4. Hans Bishop deberá dar explicaciones acerca de las ventas por un valor superior a USD 10 M durante el período julio-diciembre.
Los que abordamos el sector de biotecnología asumimos que hay un riesgo subyacente elevado al momento de invertir en estos papeles. Esta clase de eventos se ponderan una vez que se compran este tipo de acciones y las mismas comienzan a trabajar en función de la evolución interna de sus propios productos.

De ahora en más, Juno Therapeutics (JUNO) puede recuperar terreno si consolida buenos resultados en la próxima presentación cuya fecha será entre el 3 y 6 de diciembre en la convención de biotecnología más importante del año: ASH 2016, evento al cual asistiré como enviada especial de FinGuru y Research for Traders.

En la convención se seguirá de manera exhaustiva la evolución de los principales productos de las compañías que se destacan en los tratamientos oncológicos de esta índole en particular. Estas compañías son: Novartis (NVS) con CTL-019, Kite Pharma (KITE) con KTE-C19 y Juno Therapeutics (JUNO) con JCAR017.

Notas Relacionadas

El futuro incierto de JUNO

Comenzó la conferencia de hematología ASH16. Nuestra enviada especial nos cuenta las últimas novedades de biotecnología desde USA.

La inmigración corporativa siempre es buena

Nuestra Gurú, Magali Urquiza, nos cuenta las novedades de la industrias biotecnológica en el marco de la conferencia del JPMorgan 2017.

Ni Trump es capaz de detener las cruzadas en biotecnología

Diferentes carreras se encuentran en pleno apogeo en el campo biotecnológico. ¿El objetivo? Ser el primero en llegar al mercado.