1. Inicio
  2. Desinflación 2017

Desinflación 2017

Amilcar Collante analiza y sigue de cerca la marcha de la inflación en Argentina.

El BCRA tuvo un 2016 muy activo. La característica del Central fue una política monetaria agresiva (con altas tasas de interés) con el objetivo de reducir la tasa de inflación. Y evitar un recalentamiento de los precios post-apertura de cepo.

En el mes de septiembre pasado anunció el régimen de Metas de inflación. Con el objetivo de lograr una inflación del 1,5% mensual (o menor) para el último trimestre del año 2016.

A su vez, para que el problema de dominancia fiscal quede limitado, el Presidente del BCRA fijó el tope de emisión para financiar al Tesoro Nacional en 160.000 millones de pesos (equivalente a 2% del PBI). Que cumplió a rajatabla.

¿Y los resultados?

Los resultados de la política monetaria como sabemos tienen rezagos. Es una medicina que se toma hoy y en 6 meses se comienzan a ver los cambios. Por ello, la efectividad se observa en el segundo semestre de 2016.

Inflación acumulada CABA, San Luis, Córdoba e IPC Nacional

Vamos a los números. Como Argentina hoy todavía no tiene un índice nacional de precios al consumidor. El índice utilizado es el IPC-GBA que elabora el Indec. También el BCRA utiliza los índices provinciales de precios e índices de alta frecuencia elaborados por consultoras privadas.

El primer mes de medición del IPC-GBA fue mayo con un 4,2% y el último mes publicado fue noviembre con un tasa de 1,6 %. Una décima por encima del objetivo del BCRA. Asimismo, en el IPC-CABA (diciembre) la desinflación fue aún mayor .Ya que la inflación general se ubicó en 1,2% mensual y la inflación núcleo fue de 1,3% (sin contar precios estacionales y precios regulados). Y la de alimentos y bebidas fue de solo 0,3% respecto de noviembre de 2016.

Por el lado de las provincias, el IPC-Córdoba fue de 1,8% en diciembre y el IPC-San Luis de noviembre dio 1,3%. Es decir, tomando un promedio de las últimas mediciones el BCRA está con las metas establecidas.

También debemos destacar que la tasa de inflación siguió bajando cuando aparecieron los shocks externos. Con el nuevo régimen monetario se amortiguaron los shocks externos como “Brexit” y “efecto trump” sin sobresaltos en el plano inflacionario. Eso es un punto importante para destacar.

2017

En el arranque del 2017 hemos visto a un BCRA que ha relajado algo su política anti-inflacionaria. Pese a que ha mantenido la tasa de referencia de pases a 7 días en 24,75%, los agregados monetarios siguieron expandiéndose. Por una cuestión de estacionalidad los meses de enero y febrero son contractivos, el BCRA retira pesos de la economía. Sin embargo un agregado monetario como el M2 siguió creciendo por encima de 27% interanual. Un número que no se veía desde abril del año pasado.

Quizá en la búsqueda de la recuperación económica el Central se ha relajado en su política. Respecto a lo que vimos en 2016.
Por otro lado, hay otros factores que influirán en la inflación de 2017. Son los ajustes de “precios relativos” ya pautados para combustibles, luz y gas residencial, entre otros.

No hay dudas de que habrá una baja sensible de la tasa de inflación en 2017(respecto a 2016). La clave es cuán lejos del tope del 17% estaremos.

Para finalizar, tomamos los dichos del flamante Ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne: “No hay que cantar victoria” en la lucha contra la inflación.