1. Inicio
  2. ¿Invertir o gastar?

¿Invertir o gastar?

Nuestro Gurú nos trae las mejores opciones para usar el dinero después del salto del dólar.

¿Pesos o dólares? ¿Qué es más conveniente?

No soy partidario de los extremos, salvo cuando una crisis de liquidez o las circunstancias excepcionales lo ameriten, como fue el caso de la reciente corrida bancaria. Hemos estado aconsejando dolarizar los portafolios hasta el martes pasado, y de a poco sugerimos empezar a mirar las alternativas en pesos de nuevo, con las Lebac cortas como primera opción, en no más de una tercera parte de la cartera.

¿Bonos en pesos o bonos dolarizados?

Es la típica dicotomía entre la codicia (tasa en pesos) y el miedo (alternativas dolarizadas). El tipo de cambio se atrasa muchas veces y ahí es donde conviene estar dolarizado. Hoy bonos cortos en dólares, como el Bonar 2020 (AO20) o el Bonar 2024 (AY24) líquidos, con mínimos bajos, que son alternativas a las Letes en dólares para inversores minoristas. Entre los bonos en pesos, además de las Lebac, sugiero combinar letras provinciales y algunos bonos dollar linked. A medida que vayamos confirmando la establidad en el mercado cambiario, recomendaremos la mitad de la pesificación de la cartera.

Leer más: ¿Qué hacemos con las Lebacs?

¿Hay oportunidades en el mercado bursátil?

Si queremos cubrirnos del tipo de cambio, resultan alternativas válidas en esta coyuntura las acciones de empresas petroleras que se benefician del precio del crudo pero que, además, presentaron un buen balance. Hay otras en el sector financiero y aconsejaría tomar posición en papeles que sufrieron fuertes bajas en los últimos tiempos.

¿Conviene comprar propiedades?

Si bien el precio del metro cuadrado de construcción aumentó considerablemente en los últimos años, existen muchas oportunidades en el sector inmobiliario de nicho para pensar en diversificar nuestras inversiones. Barrios retrasados o en el interior del país, proyectos icónicos con amenities y esparcimiento deberían ser priorizados, además de oficinas en puntos clave. Las propiedades en pozo o en la etapa inicial deberían ser priorizadas, y relegadas las compras para alquiler, que en promedio no rinden salvo en el segmento de oficinas de alta categoría.

¿Oficinas y cocheras?

Para construcción sí, para alquiler no son rentables.

¿Es buen momento para comprar un automóvil?

Solo como cobertura contra la inflación. Los precios después de la eliminación del impuesto a autos de lujo se sinceraron un poco pero aún resultan muy caros en dólares, más aún después de la devaluación.

¿Turismo al exterior o de cabotaje?

Con la idea de la aplicación de un posible impuesto al turismo, volvemos a la época de un tipo de cambio diferencial encubierto para desincentivar la salida de divisas. El tipo de cambio real se incrementó alcanzando un valor similar al de la salida del cepo, en 2015, o de la devaluación de la gestión anterior, en enero 2014. Con un consumo resentido y el reciente incremento del dólar, se verá una gradual disminución del turismo al exterior y la mayor llegada de turistas del exterior.

No te pierdas la oportunidad de comprar dólares más baratos.

Fuentes: Clarín Economía