1. Inicio
  2. ¿Qué es el WACC?

¿Qué es el WACC?

El WACC en finanzas es como el monstruo del Lago Ness.

El Weighted Average Cost of Capital (WACC), también denominado coste promedio ponderado del capital propio y ajeno es una de las herramientas más utilizadas en finanzas para tratar de determinar cuál tendría que ser el costo de oportunidad de un proyecto o una empresa. Es decir trata de darnos una idea del rendimiento que exigirían los inversores para financiar un proyecto de inversión.

Te recomendamos leer:  ¿Cómo se financia una empresa?

Las empresas generalmente cuentan con dos grandes y bien diferentes fuentes de financiación, un inversor puede optar por convertirse en socio del emprendimiento (equity) o prestar dinero a la empresa (deuda). El WACC trata de estimar cuales son los rendimientos mínimos que los inversores pedirán, ya sea por formar parte del equity o de la deuda.

Generalmente al equity se lo considera una inversión más riesgosa que la deuda, ya que entre otros factores, depende de la performance operativa de la empresa y no hay obligación de pagar dividendos, mientras que la deuda es una relación contractual en la cual se establecen la devolución del capital y el monto de intereses a pagar, independientemente del desenvolvimiento operativo del proyecto. La empresa esta obligada a cumplir con el contrato anteriormente mencionado. Es por estas razones, por enumerar a algunas, que la deuda se la considera menos riesgosa que al equity y por lo tanto los inversores se contentan con un rendimiento menor. En la gran mayoría de los casos el rendimiento exigido para el equity es mayor que el rendimiento exigido para la deuda.

El WACC al tener en cuenta todas las fuentes de financiación y sus respectivos costos, intenta encontrar cuál es el costo de oportunidad de la firma o proyecto de inversión.

Una de las principales tareas de los directivos financieros es encontrar las proporciones de financiación óptimas para que el WACC sea el mínimo posible. Es decir cuál es el ratio de deuda y de equity que minimiza el costo promedio de la empresa para intentar maximizar el valor de la misma.

El WACC en finanzas es como el monstruo del Lago Ness, todo el mundo habla de él, pero nadie a podido sacarlo.