24/2/2023 - Entretenimiento y Bienestar

Dios salve a la reina: Vivienne Westwood

Por Milagros Orcellet

Imagen de portada
Imagen de portada
Imagen de portada
Imagen de portada
Imagen de portada
Imagen de portada

El origen de la moda punk: Vivienne Westwood y Malcolm McLaren en el Chelsea de los 70

A principios de los 70, un pequeño local en el barrio del Chelsea, Londres, comenzaba a mostrar en sus vidrieras ropa agujereada, de colores oscuros y adornada con cadenas. Ítems particulares y hasta grotescos como camisetas con la cara de la reina atravesada por alfileres en la nariz destacaban por sobre los otros locales del King’s Road.

La tienda cambió varias veces su nombre, pero no cambiaban sus dueños, Vivienne Westwood y su entonces esposo Malcolm Mclaren.

Este lugar comenzó a ser frecuentado por gente particular, con un estilo de vida que trataba de salirse del sistema impuesto y vivía paralelo a el, personas que consideraban el arte ya no debía ser reducido solo a lo contemplativo, si no, que debe tener impacto cultural, político y ambiental. Este local de ropa se estaba volviendo el nicho de la subcultura punk.

En contraposición a un rock progresivo al que no cualquiera podía acceder por su complejidad musical y compositiva, sin mucha técnica cualquiera podía tocar punk, pero el punk era más que un género, era un estilo de vida y una ideología al que Vivienne le dio una imagen acorde a sus principios.

Mientras Nueva York tenía a los Ramones o los New York Dolls, Londres no tenía nada que envidiar con The Clash o los Sex Pistols ¿Pero que tenían en común? A ambos lados del océano estaba como manager el esposo de Vivienne: Mclaren.

Asi, ella comienza a darle forma a la estética de la escena punk, resignificando la simbología tradicional inglesa y religiosa de la mano de sus mayores exponentes, vistiendo tanto a The Clash como a los Sex Pistols ( con quienes coescribe la letra la canción “Who Killed Bambi?”) y hasta alcanzando a diseñar el vestuario de la película “That’ll Be the Day.”

Sin embargo, en 1981 cuando presenta su primera colección, se observa una ruptura de la estética que la había popularizado.

Titulada “Pirate”, despega de Londres y la presenta en Paris aun con Mclaren, donde se aprecia una estética que llevarían bandas como los Bow Wow Wow. Sobre esta colección ella misma dice “Pensé: el resto de diseñadores irían a México de vacaciones y cogerían ideas de allí. Yo no podía hacer eso. No tenía un duro y tenía dos hijos. Pero podía mirar al pasado en los libros  […] Ahí es cuando empecé a pensar en piratas. Era una idea de salir de la isla, la pequeña isla en la que estaba atrapada, y profundizar en la historia”.


Imágenes de su debut con "Pirate"

Imágenes de su debut con "Pirate"

[caption id="attachment_7427" align="aligncenter" width="564"]Imágenes de su debut con "Pirate" Imágenes de su debut con "Pirate"[/caption]


Con el pasar de los años, la masificación del punk, y la perdida de sus valores originales, Vivienne también se aleja de este movimiento, pero manteniendo los criterios y el activismo que la acercaron a ese mundo por primera vez, tomando iconografía religiosa, de la realeza, de los libros de historia y dandoles un nuevo significado.

A partir de los 2000, comenzó a usar sus desfiles como medio espacial para continuar con su narrativa, dando visibilizarían a diferentes problemáticas sociales y reivindicando sus ideales, como en su colección primavera-verano  de 2013  donde apareció con una gran pancarta, mientras que sobre la pasarela las modelos desfilaban con estampas plagadas de referencias al cambio climático. Este hecho lo recreo de forma  similar en el 2016 con el fracking, volviendo este tipo de activismo parte de su identidad como diseñadora.

“El cambio climático, no la moda, es ahora mi prioridad”, declaro a “The Guardian” en 2014. Un año después, en 2015 lidero un tanque hasta la residencia del entonces primer ministro británico, David Cameron, como forma de protesta contra los daños al medio ambiente.

De forma más reciente en un evento tan importante como es la semana de la moda, presentando su colección Otoño-Invierno 19/20 reitera el mensaje y cierra su desfile con un grupo de actores, activistas, modelos, e intelectuales que buscan visibilizar la problemática, llevando carteles y pancartas, de las cuales particularmente una de las más llamativas dice: "Lo que es bueno para el planeta es bueno para la economía".

[caption id="attachment_7643" align="aligncenter" width="1024"]Vivienne Westwood cerrando su show en el London Fashion Week 2015 Vivienne Westwood cerrando su show en el London Fashion Week 2015[/caption]

Su trabajo fue un antes y un después en el mundo del diseño, marco el precedente que inspiró a diseñadores como Alexander McQueen y John Galliano así como logro infinidad de referencias en obras musicales y cinematográficas. Su legado trascenderá el tiempo, pues como dijo Bella Hadid “Estaré agradecida de haber estado en tu órbita, porque, para mí y para la mayoría, en la moda y en la humanidad, tú, Vivienne, eras el sol" .

¿Deseas validar esta nota?

Al Validar estás certificando que lo publicado es información correcta, ayudándonos a luchar contra la desinformación.

Validado por 0 usuarios
milagros orcellet

Milagros Orcellet

Hola! Mi nombre es Milagros Orcellet, estudiante de Arquitectura, Diseño y Urbanismo. Escribo sobre moda, música y diseño, mis áreas de mayor interés y conocimiento. Me gusta considerarme bajista amateur. Pueden encontrar mis artículos en la sección de "Entretenimiento y bienestar".

Vistas totales: 19

Comentarios